1 ago. 2013

Simonovis "está muriendo lentamente", alerta su esposa

 
Simonovis
  
María del Pilar Simonovis alertó este miércoles que su esposo, el comisario Iván Simonovis "está muriendo lentamente y las medidas hasta ahora adoptadas por el Tribunal, no contribuyen a su recuperación, son insuficientes".

La esposa del presionero advirtió que su salud "se encuentra seriamente comprometida. Su deterioro es progresivo y paulatino", y recordó que "en la cárcel donde se encuentra recluido no existe la posibilidad cierta y real de recibir los tratamientos médicos que requiere".

Señaló que "lo que le ocurrió a Simonovis es solo una 'campanada de alerta' que evidencia que su organismo está enfermo y que está en crisis".

La abogado denunció que "Simonovis está siendo sometido a un trato cruel, inhumano y degradante por no permitírsele ser tratado médicamente, oportuna y adecuadamente", y calificó el trato que actualmente recibe el comisario como "una especie de tortura que ha decesar de inmediato".

Asimismo, María del Pilar Simonovis se preguntó "¿Qué más tiene que ocurrir para que se entienda que Simonovis está gravemente enfermo y que es urgente que él sea debidamente tratado?", y reclamó que el comisario tiene el derecho constitución de poder asistir a un hospital y ser tratado por médico de su confianza".

Por último, la esposa del comisario afirmó que "el precario estado de salud de Simonovis, es responsabilidad del Estado venezolano".