12 dic. 2013

Desde el 2011, diez presos políticos esperan su libertad

Exigen que se cumpla con formulas de cumplimiento de las penas


Foto: Archivo

ALICIA DE LA ROSA |  EL UNIVERSAL

"La esperanza es lo último que se pierde". Ese es el lema que acompaña a los familiares de los presos políticos, quienes esperan que al Gobierno le envuelva el espíritu de las navidades y ordene la libertad, bien sea a través de la Amnistía, medida humanitaria o se cumpla con las formulas de cumplimiento de las penas.

En el último informe emitido por la Fundación para el Debido Proceso (Fundepro), desde el año 2011 a diez presos políticos les corresponde -según el COPP- las medidas alternativas, "destacamento de trabajo (1/4 de la pena 4 años y 2 meses), régimen abierto (1/3, 5 años y 6 meses) y la libertad condicional (2/3, 11 años". 

"Todos están para que se les otorgue el destacamento de trabajo. En el caso de los funcionarios de la PM del caso 11 de abril, Marcos Hurtado, Héctor Rovain, Luis Molina, Erasmo Bolívar y Arube Pérez, hay diversidad, pues ellos realizan trabajo comunitario dentro del penal y eso disminuye la pena. Otros como los hermanos Guevara, Rolando, Otoniel y Juan a partir de febrero de 2014, les corresponde el régimen abierto, igual que a Iván Simonovis y Miltón Revilla", precisó la directora de Fundepro, Jackeline Sandoval. 

El pasado 3 de diciembre, la ministra Iris Varela, aseguró estar evaluando la libertad de los PM, decisión que aplaudió Sandoval pero que considera "lejano" que se cumpla, pues la propia ministra ha realizado varias visitas desde el 2011a Ramo Verde y al Sebin y ordenó las pruebas psicosociales. 

"Según las normas de la ministra para ellos optar por las medidas tienen que admitir que cometieron el delito pero ¿cómo admites un delito que no cometiste? Aceptar por desesperación no es la salida. Lo que exigimos es que se cumpla la ley". 

Medida humanitaria

Por otra parte, Jackeline Sandoval solicitó el martes al Tribunal de Ejecución la medida humanitaria a favor de Rolando Guevara, quien padece hipertensión cardíaca y presenta dos arterias obstruida.

Señaló que Guevara, condenado por la muerte del fiscal Danilo Anderson, sigue un tratamiento para la tensión "pero eso no es suficiente, porque requiere de estudios más profundos y de un cateterismo".