13 ago. 2014

Defensa de Alexander “El Gato” Tirado y Raúl Emilio Baduel denuncia tratos crueles e inhumanos



(Caracas, 13.08.14).-  La defensa de Alexander Tirado y Raúl Emilio Baduel, integrada por los abogados Omar Mora Tosta y Theresly Malavé, denunció tortura, tratos crueles e inhumanos de los que están siendo víctimas los jóvenes por parte de los custodios en la Cárcel de Uribana, así como la fuerte situación de aislamiento a la que son sometidos en el penal.

Malavé y Mora informaron que solicitaron a la juez Iris Araujo el traslado inmediato de los recluidos a la medicatura forense y la intervención de la Cruz Roja, a fines de que se les practique un chequeo médico. También exigirán el cambio de centro de reclusión a la cárcel de Ramo Verde, ubicada en Los Teques, prisión donde estuvieron detenidos con anterioridad.

Mora aseguró que “estas torturas consisten en ponerles música revolucionaria y que incita al suicidio, a todo volumen día y noche en un calabozo que mide 2x2 metros; les dan la comida hirviendo en las palmas de las manos, los golpean con un bate al que denominan ‘el come nalgas’; tienen derecho a una sola llamada al mes así como a una sola visita. Tirado está evacuando con sangre. El Ministerio Público tiene conocimiento de esta situación y pese a esto no han paralizado las torturas”. El abogado precisó que ambos jóvenes se encuentran recluidos junto a doce reos más, en total situación de hacinamiento. Cabe destacar que ya suman 143 días detención injusta.

Informó que tanto Tirado como Baduel han perdido aproximadamente entre 15 y 20 kilogramos de peso en prisión y que esta situación fue expuesta por cada uno de los privados de libertad en la primera audiencia de juicio, la cual ha sido diferida en dos oportunidades por falta de unidades de transporte para el traslado, pero el Ministerio Público no ha abierto la investigación correspondiente al caso.

Indicaron que el expediente refleja una serie de irregularidades que comprometen la transparencia del proceso que enfrentan ambos jóvenes, “dice que los hechos sucedieron en un sitio que no es; hay videos y fotografías que comprueban el carácter pacífico de la manifestación en la que participaron ambos, nunca hubo obstaculización de la vía. La vida de ellos peligra en ese centro de reclusión”.

Agregó que Tirado y Baduel tienen 6 meses privados de libertad, por haber hecho un llamado a la paz y a la reconciliación nacional mediante un megáfono. La próxima audiencia de juicio se llevará a cabo el viernes 22 de agosto, 15 días después de haber hecho las denuncias sobre las torturas sufridas por ambos jóvenes, lo que para la defensa representa una dilatación del proceso: “¿Cuánto tiempo va a durar este juicio con la cantidad de testigos y la situación en la que están estos muchachos?, nos parece excesivamente tardío”, reclamó Malavé.

El abogado insistió además que la defensa planteó la nulidad del juicio, pues han consignado pruebas que constatan la inexistencia de delitos cometidos por parte de Tirado y Baduel: “(ellos) son completamente inocentes y se les ha acusado vilmente. Otras personas que estuvieron detenidos con ellos, desde el principio tuvieron medidas. Y la semana pasada le fue sobreseída la causa al resto de las personas que estuvieron con ellos. ¿Por qué dejaron a estas dos personas aparte? Porque “El Gato” de Aragua es un muchacho activista de Voluntad Popular y porque el apellido de Raúl Emilio Baduel pesa, y ¿esa es la razón por la cual ellos están siendo separados y siendo torturados? Esto debe cesar”.

Por último, Mora advirtió que “de no ocurrir algo que cese con ese tipo de tratos para estos muchachos, inclusive para el resto de las personas que están allí, la vida de ellos está completamente en riesgo. Ellos están en un sitio donde no deberían haber estado porque ellos no son criminales de máxima peligrosidad, ellos son estudiantes y está probado en el expediente”.