30 sept. 2015

Juan Miguel de Sousa: Un ingeniero de la USB que se deteriora en “La Tumba”

JuanMigueldeSousaFicha

Juan Miguel tiene 51 años de edad y es ingeniero en computación egresado de la Universidad Simón Bolívar (1989). Actualmente no ejerce su profesión, ya que tiene 20 años dedicado al mercado inmobiliario.
Fue detenido sin orden judicial, el 21 de enero del 2015 tras un allanamiento de su domicilio por parte del SEBIN. Su familiares no tuvieron conocimiento de él hasta el 11 de febrero del 2015 cuando recibieron una llamada de Juan Miguel indicándoles que se encontraba recluido en la sede del Sebin de Plaza Venezuela, “La Tumba”.
Dado que su familia no puede cubrir los costos de un abogado privado, el Ministerio Público le ha asignado un defensor público el cual ha cambiado en cuatro oportunidades. Adicionalmente, su audiencia preliminar ha sido diferida cinco veces y la próxima está prevista para el 31 de agosto. Estos elementos dificultan la preparación de una defensa justa y consistente para Juan Miguel.
El presidente de la Asamblea Nacional, en su programa “Con el Mazo Dando” señaló que había sido “capturado Juan De Sousa, uno que escribía en Twitter con @Enyukote”(…)”Ese señor por la vía de (Iván)Carratú(Molina) contrataron los hackers y muy probablemente lo que ocurrió con la red de Cantv (suspensión de servicio de internet por 12 hrs) está vinculado a este grupo“, manifestó.
Familiares de Juan Miguel han señalado las precarias condiciones de salud que tenía antes de ser detenido y que se han agravado considerablemente durante estos siete meses de detención. El día 18 de agosto del 2015 fue encontrado sin conocimiento en el piso de su celda, se presume que por una subida abrupta de la tensión arterial. Fue trasladado de emergencia al Hospital Militar donde se le practicaron unos exámenes y se le prescribió una tomografía, la cual no se ha hecho en espera de la orden correspondiente.
Su familia está desesperada, solicitan asistencia médica especializada ya que Juan Miguel ha presentado coninuamente dolores de pecho, requiriendo la asistencia de un cardiólogo, así como un odontólogo y un otorrino, ya que, trás la pérdida de una amalgama, Juan Miguel ha sufrido de infecciones que se han propagado hasta el oído. Las muy bajas temperaturas de su celda de 2 x 3 mts en el sótano 4 de la sede del Sebin en Plaza Venezuela, han incidido en la recurrencia de gripes y afecciones pulmonares.