6 nov. 2015

Fuga de 27 reos de Vista Hermosa confirma debilidad del sistema penitenciario

cd90c2c7e3a543ff38fd521981a69d29_L 



La vida en el Internado Judicial de Vista Hermosa, en Ciudad Bolívar, no es muy distinta a la de otras cárceles del país. Muros que guardan historias, recuerdos, lamentos y secretos. Corrupción, pranes, armas y drogas son la rutina de los reclusos.
Difícilmente lo que sucede adentro pasa inadvertido en el sector. Las horas transcurren entre rumores, especulaciones y hasta mitos sobre esa vida, pero poco es lo que se sabe de la realidad carcelaria.
Tan poco que hace unos 15 días algo los tomó por sorpresa, no solo a los reclusos de la cárcel de Vista Hermosa, sino también para los que ahí laboran: algo que debería ser habitual, dos veces al día, tenía meses sin ocurrir.
Se trataba del conteo de cada uno de los detenidos. Creen que se trató de una fuga de información entre ellos mismos y eso alertó a los funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), adscritos al Comando Rural 621.
Se percataron de que faltaban 27 reclusos y estiman que abandonaron el sitio entre el 22 y 23 de septiembre. Por la situación fue destituido el comandante del destacamento.
Aún desconocen por dónde huyeron y quién los ayudó. Una fuente le reveló a Correo del Caroní: “eso es y será un misterio”.
No descartan que sean más
Por su parte, otra fuente -esta vez una del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) de Ciudad Guayana-, confirmó que habían recibido un oficio en el que les informaban de la ausencia de 27 de los mil 600 reclusos que permanecen detenidos en el lugar.
Una tercera, que labora en la cárcel, aseguró “el número faltante es mucho mayor. Oficialmente se manejó 27. El deber ser es que el conteo se realice dos veces al día, pero en este penal no se cumple porque no hay régimen”.
Agregó que aunque se aparente que todo está bien y funciona a la perfección en el lugar, la realidad es totalmente distinta. Todos los detenidos están en un área común. No están distribuidos según las áreas de seguridad con las que cuenta el recinto (máxima, mínima, rebajo, ancianato y taller). Mucho menos, por el tipo de delitos cometidos (mayores y menores).
Carencias
Esa misma fuente agregó que son solo 20 custodios (y 10 empleados como personal administrativo y obrero) los que trabajan en el penal. Esto equivale a uno por cada 80 reos, lo que no garantiza un óptimo seguimiento de los reclusos. Además admiten que presentan carencias de todo tipo, “aquí se trabaja con las uñas. No hay unidades”.
Hace seis años el personal administrativo fue sacado de las instalaciones porque, cuando había tiroteos, los trabajadores quedaban atrapados en sus oficinas.
   
 
barra 13aNaranja
MÁS INFORMACIÓN
 
   
Admite que a pesar de las necesidades hacen las requisas pertinentes a las familias que asisten a las visitas. “Hay gente que tiene meses pernoctando aquí”.
Aún sin respuestas
Un ejemplo de este descontrol fue que el 19 de septiembre, un joven de 27 años de nombre Francisco Segundo Núñez, fue abatido por funcionarios de la Policía del estado Bolívar (PEB) del Centro de Coordinación Policial La Sabanita, en Ciudad Bolívar. Pero al investigar al joven notaron que este figuraba como recluido en la cárcel de Vista Hermosa.
Al parecer este se había fugado junto con otros 47 reos para esa fecha. Sobre el caso nadie ha dado información.
Ya los organismos de seguridad están al tanto de la fuga de los 27 reos durante el mes pasado. Han realizado algunos allanamientos a fin de dar con ellos, pero hasta ahora los esfuerzos han sido en vano.