28 jun. 2016

Ramos Allup: “La Carta Democrática fue activada”

 
 
 
 

Explicó las razones por las que no pidió derecho de palabra en la OEAEl Correo del Caroní.- El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Henry Ramos Allup, dijo hoy que la Carta Democrática Interamericana ha sido activada en el país, después del reciente consejo permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA).

"La Carta Democrática fue activada", dijo Ramos en una rueda de prensa, en la que habló sobre su participación en el consejo permanente de la OEA del jueves pasado, cuando el secretario general, Luis Almagro, presentó un informe sobre Venezuela.

"Bienvenidas las medidas que tome la OEA en la activación de la Carta Democrática", agregó.

La reunión extraordinaria del Consejo Permanente de la OEA, convocada para tratar la situación en Venezuela, concluyó el jueves sin que se tomara ninguna decisión sobre la aplicación de la Carta Democrática al país sudamericano.

Se esperaba que los 34 países miembros votaran a favor o en contra de activar la Carta Democrática del organismo, pero finalmente la sesión se enfocó únicamente en el intercambio de posturas entre países.

Ramos presentó un balance de su visita a la sede de la OEA en Washington, donde esperaba que le dieran un derecho de palabra para exponer lo que considera una "ruptura del orden constitucional" en Venezuela.

El jefe legislativo dijo que no insistió en pedir el derecho de palabra, pues consideró que lo primordial fue la presentación del informe sobre Venezuela en el consejo permanente.

El presidente Nicolás Maduro acusó a Ramos de "traición a la patria" por ir a la OEA a pedir una "intervención" en el país.

Ramos señaló que no entiende la declaración de "victoria" que pronunció el Gobierno por lo sucedido en la reunión de la OEA, al tiempo que criticó que Maduro condecorara a su canciller Delcy Rodríguez por su desempeño.

Todo sea por el diálogo

Dijo que el informe de Almagro presentó un panorama realista y claro de la situación venezolana, por lo que decidió no insistir en pedir un derecho de palabra.

"Lo más importante era que hicieron lo que el Gobierno no quería y que se activara la Carta, como se activó", aseveró.

A su vez, el jefe de la Comisión de Política Exterior de la Asamblea, Luis Florido, señaló que aunque el "Gobierno sostiene que la Carta Democrática no se activó, claro que se activó", por su artículo 20, que se refiere que cualquier país miembro o el secretario general pueden invocarla cuando se altera el orden constitucional en uno de sus integrantes.

Agregó que la activación comienza cuando el secretario general presenta el informe sobre Venezuela.

Florido alegó que en Venezuela se rompió el orden constitucional por el desconocimiento de la Asamblea Nacional, que ha sido anulada por decisión del Tribunal Supremo de Justicia.

"En Venezuela tenemos presos políticos y desde que llegaron los ex presidentes para el diálogo en Venezuela hay tres presos más; se ha aumentado la persecución y el país sufre una crisis social humanitaria que representa preocupación para todo el hemisferio. Venezuela es una olla de presión, a la cual le estamos buscando una salida basada en la Constitución, una salida democrática y electoral (el referéndum)", indicó.

Ramos se refirió también al diálogo con el Gobierno que tiene como facilitadores a los ex presidente de España, José Luis Rodríguez Zapatero; de Republica Dominicana, Leonel Fernández, y de Panamá, Martín Torrijos, puntualizando que la oposición no está dispuesta a las conversaciones.

Señaló que el primer intento de reunión entre el Gobierno y la oposición en Republica Dominicana, a comienzos de mes, fue un fracaso.

"No nos vamos a reunir en República Dominicana y eso no lo puede determinar nadie, ni la comisión de facilitadores", dijo y agregó que en base a la Carta Democrática la OEA puede ampliar el grupo de facilitadores con otro ex presidentes.

"Las condiciones del diálogo, si es que se produce, por parte de la oposición las determina la  oposición. ¿El lugar de reunión? Hacemos nuestra propuesta, si los otros están de acuerdo, bienvenidos. Si otros proponen sitios distintos, lo consideraremos, pero esa será nuestra decisión. Por lo pronto no nos vamos a reunir más en República Dominicana", dijo. (DPA)