30 ago. 2016

Colegio de Abogados de Caracas repudia detención arbitraria de Yon Goicoechea (COMUNICADO)

yon_goicoechea_cortesia_29ago2016

La Patilla.- El Ilustre Colegio de Abogados de Caracas, en cumplimiento de su deber gremial y social, una vez más condena la violación grave y sistemática de los derechos humanos que viene ejecutando el régimen, esta vez la detención arbitraria del colega Yon Goicoechea, quien, según denuncia de su esposa y del Alcalde del municipio El Hatillo, en horas de la mañana del día 29 de agosto de 2016, fue interceptado en la Trinidad por sujetos armados, y luego de varias horas sin conocerse su localización, fue confirmado por fuentes oficiales que estaba detenido en el SEBIN ubicado en el Helicoide, acusado de portar “cordones de detonantes para explosivos”, en clara transgresión de las garantías constitucionales del debido proceso, el derecho a la defensa y de los tratados internacionales que protegen los derechos humanos suscritos por la República. Esto ocurre en un clima de allanamientos y detenciones a otros dirigentes opositores en vísperas de la convocatoria a una marcha pacífica para exigir el cese de las maniobras dilatorias y la inmediata celebración del proceso para la realización del Referéndum Revocatorio Presidencial este año.

Denunciamos que estas prácticas reiteradas de detenciones arbitrarias contra los disidentes del régimen, a quienes se les imputan diversos delitos por ejercer su derecho a disentir, dejan en estado de total indefensión a quien se le practica al negárseles las garantías esenciales de un juicio justo y convalidan la criminalización de la disidencia, lo cual evidencia la inexistencia de Estado de Derecho y el uso de unajusticia selectiva, personalizada y discriminatoria por razones políticas.  
Reafirmamos que la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos ha expresado que “el derecho a un juicio justo constituye uno de los pilares fundamentales de una sociedad democrática. Este derecho es una garantía básica del respeto de los demás derechos reconocidos en la Convención, debido a que representa un límite al abuso del poder por parte del Estado.” Dic 2002 informe No 78/02. Caso 11.335. En tal virtud:
1- Reiteramos nuestro repudio a la utilización de la justicia como un instrumento para la represión y la imposición de una ideología totalitaria.
2-Recordamos a las autoridades que la Constitución, las leyes y la política de un país deben garantizar un sistema judicial verdaderamente autónomo, imparcial e independiente del resto de los poderes públicos. Es responsabilidad del sistema de justicia garantizar el respeto de la dignidad de la persona humana, el equilibrio entre los Poderes Públicos, el Estado de Derecho y la Democracia, requisitos esenciales para un desarrollo sustentable.
3- Exigimos la inmediata liberación del colega Yon Goicoechea.
4- Reiteramos a la gente que en el gremio de abogados seguirán teniendo una voz en la defensa de sus derechos y un muro de contención en la imposición de un sistema de injusticia como el cubano, en el cual, los acusados por el régimen son juzgados y “defendidos” por gente del régimen, según el criterio del régimen.
5-  Denunciamos que estas practicas atentan contra todo orden democrático
6-  El Colegio de Abogados de Caracas, no va a cesar de denunciar tales hechos ante los órganos garantes de derechos humanos existentes en el sistema interamericano, así como ante la Relatoría de Naciones Unidas para la Independencia de Jueces y Abogados. En tal sentido conviene recordarles a quienes han hecho de tales acosos una práctica reiterada, que las violaciones de los derechos fundamentales no prescriben, ni quedan exoneradas a través sentencias o decisiones ilegítimas o amañadas, sin efecto de cosa juzgada, por la carencia de autonomía de quienes las profieren. Más temprano que tarde, aquí mismo en Venezuela o en las instancias internacionales competentes, cesará la impunidad que hoy campea fueros en nuestra amada Patria.
LA JUNTA DIRECTIVA